jueves, 30 de enero de 2014

CUSTODIA COMPARTIDA.MODIFICACION DE MEDIDAS POR CAMBIO DE JURISPRUDENCIA DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL

Sentencias del Tribunal Supremo de fecha 25/11/2013 en Recurso de Casación num. 2637/2012 .-

CUSTODIA COMPARTIDA. REQUISITOS. Art. 92 del C. Civil. Doctrina de la Sala. Se insta por el padre la modificación de medidas por cambio de circunstancias, pese a que en la demanda de divorcio de común acuerdo se pactó la custodia a favor de la madre. Se alegó por el padre que en el momento de la demanda de divorcio no era previsible que se pudiera aceptar por los tribunales la custodia compartida. Recurre el padre y el Ministerio Fiscal.

Se ha alegado por el padre la jurisprudencia del Tribunal Constitucional ( STC 185/2012, de 17 de octubre) la reforma del Código Civil y de muchas legislaciones autonómicas ( que propugnan el establecimiento prioritario de la custodia compartida).  

" Es por tanto al Juez al que, en el marco de la controversia existente entre los progenitores, corresponde valorar si debe o no adoptarse tal medida considerando cuál sea la situación más beneficiosa para el niño; y si bien se confiere a los progenitores la facultad de autorregular tal medida y el Ministerio Fiscal tiene el deber de velar por la protección de los menores en este tipo de procesos, sólo a aquel le corresponde la facultad de resolver el conflicto que se le plantea, pues exclusivamente él tiene encomendada constitucionalmente la función jurisdiccional, obligando a los progenitores a ejercerla conjuntamente sólo cuando quede demostrado que es beneficiosa para el menor.

… pues no concurre ninguno de los requisitos que, con reiteración ha señalado esta Sala, tales como la práctica anterior de los progenitores en sus relaciones con el menor y sus aptitudes personales; los deseos manifestados por los menores competentes; el número de hijos; el cumplimiento por parte de los progenitores de sus deberes en relación con los hijos y el respeto mutuo en sus relaciones personales; el resultado de los informes exigidos legalmente, y, en definitiva, cualquier otro que permita a los menores una vida adecuada en una convivencia que forzosamente deberá ser más compleja que la que se lleva a cabo cuando los progenitores conviven (SSTS 10 y 11 de marzo de 2010; 7 de julio de 2011, entre otras).
Lo dicho no es más que el corolario lógico de que la continuidad del cumplimiento de los deberes de los padres hacia sus hijos, con el consiguiente mantenimiento de la potestad conjunta, resulta sin duda la mejor solución para el menor por cuanto le permite seguir relacionándose del modo más razonable con cada uno de sus progenitores, siempre que ello no sea perjudicial para el hijo, desde la idea de que no se trata de una medida excepcional, sino que al contrario, debe considerarse la más normal, porque permite que sea efectivo el derecho que los hijos tienen a mantener dicha relación.

STS, Civil del 29 de Abril del 2013, recurso: 2525/2011.

Esta Sala ha venido repitiendo que "la revisión en casación de los casos de guarda y custodia solo puede realizarse (...) si el juez a quo ha aplicado incorrectamente el principio de protección del interés del menor a la vista de los hechos probados en la sentencia que se recurre", tal como afirma la STS 154/2012, de 9 marzo, con cita de las SSTS 579/2011, de 22 julio y 578/2011, de 21 julio. La razón se encuentra en que "el fin último de la norma es la elección del régimen de custodia que más favorable resulte para el menor, en interés de este" (STS 27 de abril 2012).

STS, del 07 de Junio del 2013, recurso: 1128/2012.

A la vista de lo expuesto es razonable declarar que se ha producido un cambio de circunstancias extraordinario y sobrevenido (art. 91 C. Civil) tras la jurisprudencia citada del Tribunal Constitucional (TC), de la que esta Sala se ha hecho eco, hasta el punto de establecer que el sistema de custodia compartida debe considerarse normal y no excepcional, unido ello a las amplias facultades que la jurisprudencia del TC fijó para la decisión de los tribunales sobre esta
materia, sin necesidad de estar vinculados al informe favorable del Ministerio Fiscal.
Complementario de todo ello es la reforma del C. Civil sobre la materia y la amplia legislación autonómica favorecedora de la custodia compartida, bien sabido que todo cambio de circunstancia está supeditado a que favorezca al interés del menor.

Sentada la posibilidad de abordar la petición de custodia compartida a la luz de los requisitos marcados con anterioridad por esta Sala se debe hacer constar:

1. El régimen de visitas se ha desarrollado sin incidencias.

2. El trabajo del padre como comercial le permite organizarse su agenda, por lo que no le impide el cuidado del menor, en lo que está auxiliado por su madre y hermana.

3. El enfrentamiento entre los padres, no consta que redunde en perjuicio del menor, dado que con frecuencia han convenido armoniosamente en el cambio de los días de visita y el aumento de los mismos.

4. Consta la proximidad de los domicilios paterno y materno.

5. La realidad de que el menor XXX convivió con ambos padres en semanas alternas en régimen de custodia compartida desde la sentencia de primera instancia, hasta su revocación, sin que exista constancia de incidentes.

6. La madre seguirá viéndolo incluso en las semanas que no le corresponda, en horario escolar, pues es profesora del mismo Colegio al que asiste el menor.

A la luz de estos datos se acuerda casar la sentencia recurrida por infracción del art. 92 del C. Civil y jurisprudencia que lo desarrolla, asumiendo la instancia y confirmando en todos sus extremos la del Juzgado de Primera Instancia, dado que en este caso con el sistema de custodia compartida:

a) Se fomenta la integración del menor con ambos padres, evitando desequilibrios en los tiempos de presencia.
b) Se evita el sentimiento de pérdida.
c) No se cuestiona la idoneidad de los progenitores.
d) Se estimula la cooperación de los padres, en beneficio del menor, que ya se ha venido desarrollando con eficiencia."



martes, 28 de enero de 2014

ASISTENCIA JURIDICA GRATUITA. QUIEN PUEDE SOLICITARLA Y A QUE LE DA DERECHO SU RECONOCIMIENTO.

Qué es

En desarrollo del artículo 119 de la Constitución Española, es un trámite por medio del cual se reconoce, a quienes acrediten carecer de recursos económicos suficientes, una serie de prestaciones consistentes principalmente en la dispensa del pago de honorarios de Abogado y Procurador, de los gastos derivados de peritaciones, fianzas, tasas judiciales, etc.
El derecho a la asistencia jurídica gratuita comprende, en líneas generales, las siguientes prestaciones:
  • Asesoramiento y orientación gratuitos con carácter previo al inicio del proceso.
  • Asistencia de Abogado al detenido o preso.
  • Defensa y representación gratuitas por Abogado y Procurador en el procedimiento judicial.
  • Inserción gratuita de anuncios o edictos, en el curso del proceso, que preceptivamente deban publicarse en periódicos oficiales.
  • Exención de tasas judiciales, así como del pago de depósitos para la interposición de recursos.
  • Asistencia pericial gratuita en los terminos establecidos en la ley.
  • Obtención gratuita de copias, testimonios, instrumentos y actas notariales.
  • Reducción del 80% de los derechos arancelarios que correspondan por determinadas actuaciones notariales.
  • Reducción del 80% de los derechos arancelarios que correspondan por determinadas actuaciones de los registros de la propiedad y mercantil.

Quién puede solicitarlo/presentarlo

Pueden solicitarlo aquellos ciudadanos que, estando inmersos en cualquier tipo de procedimiento judicial o pretendiendo iniciarlo, carezcan de patrimonio suficiente para litigar.
Se reconocerá el derecho de asistencia jurídica gratuita a aquellas personas físicas que careciendo de patrimonio suficiente cuenten con unos recursos e ingresos económicos brutos, computados anualmente por todos los conceptos y por unidad familiar, que no superen los siguientes umbrales.
  • Dos veces el indicador público de renta de efectos múltiples vigente en el momento de efectuar la solicitud cuando se trate de personas no integradas en ninguna unidad familiar. (En 2014 12.780,26 €)
  • Dos veces y media el indicador público de renta de efectos múltiples vigente en el momento de efectuar la solicitud cuando se trate de personas integradas en algunas de las modalidades de unidad familiar con menos de cuatro miembros. (En 2014 15.975,33 €)
  • El triple de dicho indicador cuando se trate de unidades familiares integradas por cuatro o más miembros. (En 2014 19.170,39 €)
Constituyen modalidades de unidad familiar:
  • La integrada por los cónyuges no separados legalmente y, si los hubiere, los hijos menores con excepción de los que se hallaren emancipado.
  • La formada por el padre o la madre y los hijos que reúnan los requisitos a que se refiere la regla anterior.
En concreto, tendrán derecho a la asistencia jurídica gratuita:
  • Los ciudadanos españoles, los nacionales de los demás Estados miembros de la Unión Europea y los extranjeros que residan en España, cuando acrediten insuficiencia de recursos para litigar.
  • Las Entidades Gestoras y Servicios Comunes de la Seguridad Social.
  • Las siguientes personas jurídicas, cuando acrediten insuficiencia de recursos para litigar:
    • Asociaciones de utilidad pública.
    • Fundaciones inscritas en el Registro Administrativo correspondiente.
  • En el orden jurisdiccional social: los trabajadores y los beneficiarios del sistema de Seguridad Social.
  • En el orden jurisdiccional penal: tendrán derecho a la asistencia letrada y a la defensa y representación gratuitas todos los ciudadanos, aunque sean extranjeros, que acrediten insuficiencia de recursos para litigar, aun cuando no residan legalmente en territorio español.
  • En el orden contencioso - administrativo: los ciudadanos extranjeros que acrediten insuficiencia de recursos para litigar, aun cuando no residan legalmente en territorio español, tendrán derecho a la asistencia letrada y a la defensa y representación gratuita en todos aquellos procesos relativos a su solicitud de asilo y Ley de Extranjería, (incluida vía administrativa previa).

Información adicional


Requisitos para poder solicitar el beneficio de justicia gratuita
Personas físicas:
Que se litigue en defensa de derechos e intereses propios o ajenos cuando tengan fundamento en una representación legal. En este caso, los requisitos para la obtención del beneficio vendrán referidos al representado.
Con independencia de la existencia de recursos para litigar, se reconoce el derecho de asistencia jurídica gratuita, que se les prestará de inmediato, a las victimas de violencia de género, de terrorismo y de trata de seres humanos en aquellos procesos que tengan vinculación, deriven o sean consecuencia de su condición de victimas, así como a los menores de edad y las personas con discapacidad psíquica cuando sean víctimas de situaciones de abuso o maltrato.
Con independencia de la existencia de recursos para litigar, se reconoce el derecho de asistencia jurídica gratuita a quienes a causa de un accidente acrediten secuelas permanentes que les impidan totalmente la realización de las tareas de su ocupación laborarl o profesional habitual y requieran la ayuda de otras personas para realizar las actividades más esenciales de la vida diaria, cuando el objeto del litigio sea la reclamación de indemnización por los daños personales y morales sufridos. 
Personas jurídicas:
  • Que se trate de Asociaciones declaradas de Utilidad Pública o de Fundaciones inscritas en el Registro Administrativo correspondiente.
  • Que su base imponible en el Impuesto sobre Sociedades sea inferior a la cantidad equivalente al triple del IPREM en cómputo anual.
EL IPREM SEGÚN LA L.P.G.E. DEL AÑO 2014 ASCIENDE A: 17, 75 € DIARIOS; 532,51 € MENSUALES; 6.390,13 € ANUALES. (DISPOSICIÓN ADICIONAL OCTOGÉSIMA  DE LA LEY 22/2013, DE 23 DE DICIEMBRE, DE PRESUPUESTOS GENERALES DEL ESTADO PARA EL AÑO 2014, BOE DEL 26 DE DICIEMBRE).

domingo, 26 de enero de 2014

GUARDIA Y CUSTODIA . PACTO DE CONVIVENCIA CON CUSTODIA ATRIBUIDA A LA MADRE.FORMULARIO.


PACTO DE CONVIVENCIA


En , a  de  de .

REUNIDOS

D. ................., mayor de edad y vecino de ..........., calle .........., y provisto de D.N.I. .....

Y Dña. ......................, mayor de edad y vecina de .........., calle.........., y provista de D.N.I. .....

MANIFIESTAN:

            Primero.- Que los comparecientes contrajeron matrimonio canónico / civil en la ciudad de ..... el día..... de ..........de ......., estando debidamente inscrito en el Registro Civil de esa ciudad en el Tomo ..... Página .... del Libro...

            Segundo.- Que de dicho matrimonio nacieron .... hijos; en fecha ... una hija, llamada ................ que actualmente cuenta con .... años de edad, inscrita en el Tomo .... Página .... del Registro Civil de ..............; y el día.... de ...... de ...... un hijo, llamado..................., que actualmente cuenta con ........ años de edad, inscrito en el Tomo.......... Página............. del Registro Civil de ............
           
Tercero.- Que han decidido los esposos poner fin a su vida conyugal, y  firman el presente documento que elevarán a la autoridad judicial con la mayor brevedad posible, acordando los siguientes efectos complementarios de su DIVORCIO:


PRIMERO.- Vida Independiente.

Los cónyuges, formalizan jurídicamente, su cese de convivencia, revocan sus poderes recíprocos  y sus compromisos conyugales, sin más limitaciones que las derivadas del cumplimiento de los pactos del presente Pacto.

No obstante lo anterior los cónyuges se comprometen a notificarse  respectivamente sus domicilios en atención a su régimen de visitas y comunicación en razón a las menores.

El esposo fija su domicilio en ................
La esposa continuará ocupando el domicilio familiar.


SEGUNDO.- De los hijos menores de edad.

Los cónyuges de mutuo acuerdo acuerden atribuir la guarda y custodia de los menores de forma exclusiva a favor de la madre, estableciéndose el ejercicio compartido de la responsabilidad parental  o patria potestad por ambos progenitores.

Dado el establecimiento de la guarda y custodia a favor de la madre, se establece un régimen de estancias, visitas y comunicaciones de la menor con el padre que se recoge en el Plan de Parentalidad siguiente:

1.- Responsabilidad respecto a las tareas cotidianas de las menores

Mientras no se acuerde lo contrario, los progenitores son los principales responsables del cuidado de los hijos comunes mientras los tengan en su compañía (realización de las tareas domésticas, llevarlos y recogerlos del colegio/guardería, ocuparse de llevarlos y recogerlos de las posibles actividades extraescolares que realicen...) o a su cargo.
No obstante lo anterior, cada progenitor podrá designar a las personas adecuadas de su entorno  para que cuiden a los menores cuando no puedan hacerse cargo de forma directa de los mismos, inclusive para recogerlos o entregarlos, en particular los designados en el párrafo siguiente. Cada progenitor podrá tomar las decisiones cotidianas y ordinarias relativas a los hijos mientras se hallen en su  compañía.
Acuerdan ambos progenitores, respetar y fomentar las relaciones fluidas y de  afecto que mantienen los hijos menores con los parientes del padre y de la madre, por ello, en cuanto al régimen de relación de los menores con sus abuelos, tíos y demás parientes y personas allegadas será ejercido a través del progenitor con el que estén relacionados.

2.-Régimen de relación, comunicación y estancias

Los esposos convienen, conscientes de que su divorcio no debe perjudicar la comunicación existente entre padre e hijos ni el normal desarrollo psicológico y efectivo de los menores que el régimen de estancias y comunicación a favor del padre será el que de forma libre y espontánea convengan ambos progenitores libremente, siempre teniendo en cuenta los intereses superiores de los hijos comunes.

No obstante, a falta de acuerdo en contrario, ambos cónyuges acuerdan y convienen, con carácter subsidiario el siguiente régimen de estancias y comunicación con el padre:

A).- Fines de Semana alternos: 

Desde el viernes a la salida del colegio en que el padre recogerá a los menores en el domicilio materno hasta el domingo a las 20:30 horas en que el padre reintegrará a las menores en el domicilio materno.

B).- Días intersemanales:

- Dos días interesemanales, a falta de acuerdo los martes y jueves de 18:30 a 20:30 h. (el padre recogerá y los reintegrará en el domicilio materno a la hora indicada), siempre que no perjudique las actividades extraescolares de éstos.

C).- Vacaciones de Semana Santa /Pascua

Las vacaciones serán las que cada año vengan establecidas por el centro escolar en el que los menores cursen sus estudios. Éstas se dividirán en dos fracciones iguales, eligiendo periodo el padre los años pares y la madre los impares.

D).-  Vacaciones de verano: Respecto al periodo vacacional de verano, serán contadas desde el último día de clase hasta el último de vacaciones a las 21:00 horas, gozando cada uno de los cónyuges de la mitad de este período.  A falta de acuerdo entre las partes, el padre podrá elegir periodo los años pares y la madre los impares.

E).- Vacaciones de Navidad : Dichas vacaciones serán las que cada año vengan establecidas por el centro escolar en el que los hijos cursen sus estudios. Éstas se dividirán en dos fracciones iguales, eligiendo periodo el padre los años pares y la madre los impares.

No obstante, los esposos acuerdan expresamente que en especial  el día 25 de diciembre (Navidad) sea alternado por ambos progenitores empezando este año con la madre; y en relación al 6 de enero (Festividad de Reyes) pasará hasta las 17 horas con el padre y desde las 17:00 a 21:00 horas con la madre, alternando al año siguiente.

            Dicho orden podrá ser alterado por acuerdo y convenio expreso de ambos padres.

            Sin perjuicio de cuanto se ha  establecido, los esposos acuerdan:

- Puentes: en relación a los puentes festivos, éstos se atribuirán al progenitor al que corresponda estar con los hijos el fin de semana al que se une el día festivo.

En caso de que atribuya el puente al padre, éste deberá reintegrar a los menores en el domicilio materno a las 20 horas del día festivo.


- La entrega y recogida de los menores se realizará, salvo acuerdo en contrario en el domicilio materno.

- El presente régimen de estancias y comunicación se entenderá sin perjuicio de la asistencia de los hijos a campamentos, cursos de verano, en el extranjero o similar/es.

- Cualquier interrupción del régimen de visitas previsto, por el motivo que fuere, no dará lugar a la acumulación ni sustitución de los días y horarios fijados, salvo que expresamente lo acuerden los padres.

-Ambos progenitores se obligaran a facilitar el contacto telefónico con el progenitor que no tenga consigo a los menores, quienes podrán comunicarse con los hijos en horas oportunas al normal y cotidiano desarrollo de la vida de los menores.

-La madre entregará el  D.N.I. y  la Cartilla de la Seguridad Social de los menores al padre cuando éste  lo requiera.

3.- Decisiones relativas a la educación y a las actividades extraescolares.

Los progenitores decidirán de mutuo acuerdo el centro escolar de los menores. Se requerirá el acuerdo de ambos padres para inscribir a los menores en cualquier actividad  extraescolar. Se requerirá el acuerdo de ambos padres para decidir a qué campamento de verano inscribirán a las menores en su caso.En cualquier caso, los padres, tomaran las decisiones más adecuadas teniendo en cuenta el interés de los menores.

4.- Deberes de información y consulta entre los progenitores

- Ambos progenitores se obligaran a comunicarse cualquier situación de enfermedad de los menores, hospitalización, controles médicos y terapias…facilitando la visita del otro en dichos casos, en el domicilio en el que se encuentren.
- Ambos progenitores se obligan a comunicarse cualquier aspecto relativo a la educación y a las actividades que realicen los menores.
- Ambos progenitores se obligan a intercambiarse todos aquellos documentos que sean relevantes para sus hijos.

5.- Decisiones relativas al cambio de domicilio

- Los progenitores se obligan a comunicarse el cambio de domicilio con un preaviso mínimo de 30 días, obligándose, en el caso de que el cambio de domicilio conlleve la incompatibilidad del régimen de visitas establecido, a revisar el plan de parentalidad acordado en el presente documento a fin de adaptarlo a la nueva situación y a las necesidades de los hijas comunes.

6.- Modificación, revisión del plan de parentalidad y recurso a la mediación familiar

Los progenitores acuerdan recurrir a la mediación familiar en el caso de que la aplicación del presente plan de parentalidad provoque conflictos entre ellos o para el caso de que se deba adaptar a nuevas necesidades de los menores o a nuevas circunstancias de los progenitores.



TERCERO.- De los Alimentos a satisfacer a los menores.

D................ abonará a Dª ................., la cantidad de................ EUROS (... €) mensuales, o sea, ....... € por hijo en concepto de pensión de alimentos.

Dicha cantidad será abonada por meses adelantados, entre los días 1 y 5 de cada mes, mediante ingreso o transferencia a la cuenta o libreta que ha designado la madre y que a continuación se identifica como: BANCO ............. Dígitos................

El referido importe se revisará anualmente, tomando cada año como fecha desde la cual opera la revisión la de otorgamiento del presente convenio, mediante la aplicación del índice de precios al consumo (IPC) correspondiendo a la Comunidad Autónoma Valenciana, que fije el Instituto Nacional de Estadística u organismo que le sustituya, para el año natural inmediatamente anterior.

Ambos progenitores harán frente por mitad a los gastos extraordinarios de los menores. Los gastos extraordinarios deberán ser consensuados entre los progenitores previamente a su realización, salvo los necesarios. Respecto de los gastos extraordinarios suntuarios, salvo acuerdo de las partes, serán satisfechos por aquél de los progenitores que los hubiese comprometido.

Ambos acuerdan que para todo lo relacionado con la docencia, educación, cambios de colegio, excursiones, viajes escolares, deportes u otra actividad, los progenitores de común acuerdo decidirán lo más beneficioso para sus hijos, y en caso de discordia se someten a la decisión judicial.

Respecto a las actividades extraescolares que los menores puedan realizar en el futuro, los esposos también harán frente por mitad, debiendo ser  éstas consensuadas por ambos progenitores, solicitando en caso de discrepancia sobre su conveniencia, el auxilio judicial si se trata de actividades necesarias para el desarrollo personal y educacional.

El progenitor que abone inicialmente o deba abonar tales gastos, presentará al otro previamente, en la medida de lo posible, el presupuesto, factura o documento que acredite el devengo de los meritados gastos extraordinarios y, en un plazo no superior a 5 días hábiles, éste hará efectiva el 50% de las precitadas cantidades.


CUARTO.- Destino de la vivienda y el ajuar familiar:

            El uso de la que hasta la fecha ha constituido la vivienda familiar, sita en ,,,,,,,,,,,, , calle.................., se atribuye a la madre, incluyendo el ajuar familiar que permanecerá en la vivienda para el uso de ésta, si bien el Sr.......... podrá retirar y llevarse sus enseres personales de la misma en el plazo de quince días a contar desde la firma de este documento.

            Dicha vivienda es titularidad de ambos cónyuges por mitad, por lo que el préstamo hipotecario que grava la misma, y que actualmente es de ............ € mensuales, deberá abonarse por mitad entre ambos cónyuges. No se establece ninguna compensación por la pérdida del uso de la misma, en atención al resto del Convenio Regulador y a las condiciones económicas del mismo establecido por las partes, salvo que se alteraran las circunstancias de uso global de la misma, es decir, porque la Sra............. volviera a contraer matrimonio, o conviva en situación análoga de pareja en dicho domicilio, en cuyo caso deberá asumir en su integridad el pago de la cuota del préstamo hipotecario sin restitución de dicha cuantía en la ulterior liquidación de gananciales, computando como abonada por el esposo.

           
           
QUINTO.- Pensión compensatoria.

Debido a que el divorcio  no causa desequilibrio económico a ninguno de los cónyuges, ambos renuncian a pensión compensatoria; renunciando ambos de por vida a todo tipo de pensión compensatoria en un futuro. 



                 Leído el documento por ambas partes, se ratifican en el mismo los progenitores, que seguidamente lo firman en el fecha y lugar arriba indicados, manifestando también estar dispuestos a ratificarlo en el Juzgado, a presencia judicial, en la correspondiente causa, que a tenor de la legislación vigente solicitarán de mutuo acuerdo.